TERMOPLASTIFICANTES

Recubrimiento plástico para nuestros plomos. Una vez los hayamos calentado espolvorearemos una pequeña cantidad, creando una capa fina y lo más uniformemente posible en todo su cuerpo, inmediatamente veremos como se adhiere cambiando su estructura convirtiéndose en una capa firme, compacta y brillante.

Nunca debe introducirse el plomo caliente en la base plastificante ya que provocaremos que se adhieran cantidades importantes de recubrimiento en zonas distintas, causando un efecto de abultamientos por exceso de producto.

Una vez creada la capa uniforme el método para solidificarlo sería enfriarlo en agua o en su defecto dejarlo suspendido para que nada entre en contacto con la capa recientemente creada.

También podremos conseguir variantes de las tonalidades que se subministran a continuación, solo debemos mezclar dos o más colores para obtener el tono que deseemos, sobre todo a la hora de mimetizar nuestros plomos con el fondo marino de nuestra zona.

Deep cup

Cubilete

Termoplastificante transparente

Termoplastificante blanco

Termoplastificante amarillo

Termoplastificante crema

Termoplastificante rosa

Termoplastificante naranja

Termoplastificante rojo

Termoplastificante violeta claro

Termoplastificante azul cielo

Termoplastificante azul marino

Termoplastificante azul cobalto

Termoplastificante verde manzana

Termoplastificante verde pino

Termoplastificante marrón chocolate

Termoplastificante negro

Termoplastificante dorado metalizado

Termoplastificante plata metalizado

Termoplastificante bronce metalizado

Termoplastificante terrazo

Termoplastificante mármol

Termoplastificante arena claro

Termoplastificante arena oscuro

Termoplastificante arena cálido